Seleccionar página

La funcionaria señaló que en Tabasco se han implementado los protocolos de prevención, siguiendo las mismas normas de cuando se presentaron brotes de influenza.

Aseguró que no es momento de colocar filtros, ni crear alarma, en tanto no se registre ni un solo caso.

La Secretaría de Salud de Tabasco está preparada para atender cualquier caso de coronavirus, porque todos los hospitales de Alta Especialidad y las Jurisdicciones sanitarias cuentan con áreas de epidemiología y además se cuenta con un
laboratorio de salud pública listo para cualquier toma de muestra de esta enfermedad, afirmó su titular, Silvia Guillermina Roldán Fernández.

Destacó que la dependencia estatal prevé destinar 4 millones de pesos para preparativos, equipamiento y mantenimiento, en caso de posibles brotes.

En rueda de prensa, informó que no hay ningún caso sospechoso, ni confirmado en el estado, sin embargo, no descartó la probabilidad de que el virus pudiera entrar a México y a Tabasco, por lo cual, desde el lunes pasado, se trabaja sobre las medidas de prevención y atención, así como sosteniendo reuniones con los directores de hospitales de Alta especialidad y jefes de jurisdicción, para extremar la vigilancia en las áreas de urgencias y consulta externa.

La funcionaria precisó que los síntomas del coronavirus son: fiebre alta, escurrimiento nasal permanente, malestar general y pidió no auto medicarse.

Roldán Fernández, sostuvo que en el estado, se han implementado los protocolos de prevención, siguiendo las mismas normas de cuando se presentaron brotes de influenza, ya que es un padecimiento muy parecido, por lo que recalcó no es momento de “abrir filtros, ni crear alarma, en tanto no se registre ni un solo caso en Tabasco”.

Explicó que se reunirán con el sector salud, así como las asociaciones médicas, para que en caso de brote, sepan cómo apoyarse y hacer un trabajo de equipo, atendiendo las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS), que plantea el coronavirus como un evento de alto riesgo en la salud pública de todo el mundo, misma que está creciendo los casos en China y otros países.

Puntualizó que tomando en cuenta las experiencias anteriores con la influenza, en caso necesario, se habilitaría un pabellón de infectología para atender de forma especial y aislada posibles casos de coronavirus. Para ello, se apoyarían con el hospital Gustavo A. Rovirosa Pérez, canalizando allí, algunos pacientes del hospital Juan Graham Casasús, para dejar espacios libres.

“Nosotros tenemos que prever si hay que reconvertir áreas para los pacientes que se tengan que hospitalizar, y estos vayan al mismo lugar que sería el Juan Graham, donde ya lo hicimos con influenza, tenemos esa experiencia, se ponga un filtro para las infecciones respiratorias, para los casos sospechosos y se adecue un pabellón de infectología”, refirió.

La doctora informó que también se habilitaría el segundo piso del Hospital de la Mujer, donde se adecuarían dos aislados y lo mismo sucedería en el Hospital del Niño, para lo cual se destinaría un millón y medio de pesos, en la compra de insumos como cubre bocas especiales, vacunas etc.

Silvia Roldán, añadió que de tener algún caso confirmado, se tendrían las medidas necesarias, tanto en escuelas, como en lugares públicos.

De entrada, recomendó no saludar de beso, ni de mano, lavarse las manos, mínimo seis veces al día, estornudar en el brazo, ya que el coronavirus, al igual que la influenza, se transmiten por “gotitas” de saliva y el virus entra por las vías respiratorias.

La secretaria de salud, indicó que el paciente sujeto a hospitalización y aislamiento, es el que cumpla con la definición operacional de caso, “es decir que tenga un cuadro con fiebre, un cuadro gripal, pero que haya estado en contacto con alguna persona de estas ciudades, como China”.

Finalmente, reiteró que el paciente que tenga cuadro gripal y haya estado en contacto con posibles personas infectadas, es mejor aislarlo, incluso en su propia casa, pero
con vigilancia permanente y con toda la información de lo que debe hacer, ya que no merece ser hospitalizarlo.