Seleccionar página

Al rendir protesta como presidente del CEN del PRI, para el periódico 2019-2023, señaló que no espera nada de sus adversarios y espera todo de la militancia

Desde el auditorio Plutarco Elías Calles, el ahora dirigente del tricolor agradeció a la militancia por su participación en la elección del pasado 11 de agosto en donde resultó electo. “Mi única condición para participar en la elección era que pudieran votar los militantes, que la voluntad de quienes integramos este gran partido pudiera expresarse en las urnas”.

Alejandro Moreno reconoció la fortaleza de sus adversarios es la consecuencia “de los errores de quienes desconocieron y traicionaron nuestra militancia. El partido no puede asumir los costos de quienes tomaron decisiones equivocadas. Quiero que mi presidencia marque el inicio de una nueva etapa del priismo”.

Moreno indicó que las decisiones del partido, como candidaturas, en los últimos años las tomó “una nomenclatura” que mantuvo “secuestrado” al partido. “Lo que yo planteo es liberar al partido y regresarlo a sus orígenes para restablecer los vínculos con la militancia”.

Durante su discurso recordó al excandidato presidencial Luis Donaldo Colosio, quien buscaba democratizar al partido para que la base siempre fuera escuchada “el proyecto quedó prácticamente truncado y lo que planteo es recuperarlo y proyectarlo para construir el PRI del siglo XXI”.

Alito: ‘Somos dirigencia libre, sin amarres ni deudas políticas’
Moreno, sostuvo que no llega “atado a nada, ni atado a nadie… somos una dirigencia libre en mucho tiempo, llegamos sin amarres y sin deudas políticas. Somos una dirigencia real, legitimada por más de un millón 600 mil votos”.

Destacó que su programa de acción es un programa recio y combativo para “oponernos a todo lo que coloque en situación de riesgo a nuestro país”. Aseguró que cuando sea necesario se optará por las alianzas políticas “para derrotar a quienes detentan el poder… siempre y cuando contribuyan a ganar y beneficien siempre a nuestro partido y a nuestro país, se acabaron las alianzas que no benefician al partido”.

“El verdadero partido satélite es Morena”
En el auditorio del partido, Alito Moreno dejó en claro que “el verdadero partido satélite de México es Morena, porque que gira al rededor de una sola voluntad y eso lo sabemos todos”.

En ese sentido, aseguró que al PRI le corresponde ser una oposición constructiva del gobierno de AMLO, “fuerte, enérgica… inquebrantable en sus principios e indestructible en su valor democrático”.

Moreno y Viggiano fueron la fórmula ganadora que obtuvo una votación de un millón 603 mil 625 votos en la elección interna del 11 de agosto.

En tanto, la fórmula formada por Ivonne Ortega Pacheco y José Encarnación Alfaro tuvo 177 mil 298 votos; mientras que la compuesta por Lorena Piñón y Daniel Santos fue de 49 mil 251 votos.