Seleccionar página

Por Eugenio Hernández Sasso

La organización Redes Sociales Progresivas (RSP), representada en Tabasco por Hernán Domínguez Juárez, y por lo menos seis sindicatos independientes de trabajadores al servicio del estado, dieron a conocer hoy la creación de un frente común en contra de la Ley de Seguridad Social del Estado de Tabasco, que se aprobó en el Congreso local el 23 de diciembre de 2015.

Domínguez Juárez dijo que a partir de hoy “abren las puertas” a otras organizaciones que hasta ahora no han dado la cara, pero tienen los mismos problemas, para que se integren a ese movimiento y puedan hacer un planteamiento viable al gobernador Adán Augusto López Hernández, a fin de ayudar a que los trabajadores de Tabasco tengan el mejor proyecto social.

Reveló que buscan aliados en otros estados de la república, para lograr mejores resultados en sus peticiones.

“Si en el estado, y con este gobierno y con el presidente de la república tabasqueño, los sindicatos y demás compañeros no somos capaces de resolver este problema, tengan la seguridad que nadie lo va a componer”, afirmó el líder del movimiento, quién no descartó marchas, mítines y plantones para ejercer presión a las autoridades.

El diputado independiente José Manuel Sepúlveda del Valle leyó, en la tribuna legislativa esta mañana, una proposición con punto de acuerdo, de urgente resolución, por el que se exhorta a diversas autoridades administrativas y judiciales, para crear mejores condiciones a favor de los trabajadores, la cual fue rechazada por la bancada mayoritaria de Morena.

El hecho generó indignación entre los representantes de las organizaciones sindicales y trabajadores del estado que se encontraban presentes en el recinto cameral, quienes empezaron a gritar consignas, tales como: “¡señor presidente, Tabasco está de muerte!”, “¡Nosotros te pusimos, nosotros te quitamos!” Y “¡Traidores, traidores, traidores..!”.

Posteriormente abandonaron el recinto para dar una conferencia de prensa, acompañados de integrantes de la fracción parlamentaria del Partido Revolucionario Institucional, quienes respaldan la demanda de los trabajadores inconformes, porque va en contra de sus derechos a jubilarse, así como de prestaciones y atención médica en el ISSET.

Los demandantes informaron que han presentado diferentes recursos de inconstitucionalidad ante los órganos jurisdiccionales, razón por la cual esa Ley se encuentra impugnada, mientras que en Tabasco algunos trabajadores están “condenados a mendigar porque no les pagan ni un peso desde hace un año, ni les dan atención médica y medicamentos, a pesar de que dieron toda su vida al servicio del gobierno del estado”.

Pidieron que les sean activados los servicios médicos a los jubilados y lanzaron un llamado a las demás agrupaciones y sindicatos en la entidad para unirse, a fin de lograr que los 208 mil afiliados al ISSET puedan lograr que se transparente el manejo de los recursos generados por sus aportaciones quincenales.

Consideraron que los diputados de Morena en el Congreso estatal los han traicionado, y dieron a conocer que ya se entrevistaron con autoridades de la Secretaría de Gobernación, legisladores de la Cámara de Diputados federal, Senadores, y de la Secretaría de Educación Pública (SEP) “y todos nos dan la razón que tenemos derecho a una jubilación pero nos dicen que el estado es autónomo”.

Entre otras cosas, informaron que el ISSET recibe una aportación de 921 pesos quincenales de maestros generales, mil 41 pesos de maestros de educación especial y mil 237 de mentores de telesecundaria, y no saben que se hace con los recursos porque no les dan medicamentos, ni préstamos y a muchos jubilados ni siquiera les pagan.