Seleccionar página

México, 13 Jun (Notimex).- José Antonio Meade, candidato de la coalición Todos por México, reiteró la acusación a Andrés Manuel López Obrador de haber lucrado con recursos que había comprometido para los damnificados del sismo pero que en realidad, sostuvo, desvió para los operadores políticos de Morena.

En conferencia de prensa el abanderado calificó como un verdadero escándalo que se haya lucrado con la tragedia, que se haya engañado no una, ni dos, sino en tres ocasiones a la opinión pública con el tema de los recursos para los damnificados.

Explicó que el abanderado de Juntos Haremos Historia hizo creer que iba a destinar las prerrogativas de Morena a los damnificados del sismo, lo que incumplió y en su lugar constituyó un fideicomiso en donde recogió dinero de la gente con la oferta de entregárselo a los afectados.

Sin embargo, precisó, con la información con la que se cuenta, con la que ya se interpuso una denuncia ante el Instituto Nacional Electoral (INE), “ese dinero no llegó a los damnificados del sismo, que mayoritariamente se entregó a operadores políticos de Morena”.

“Nos parece que es gravísimo”, advirtió y recordó que la denuncia “tiene varias semanas de haberse presentado. El primer exhorto se hizo el 26 de abril y reiteramos nuestra exigencia de que el INE haga públicos los resultados de esta indagatoria”.

El abanderado de los partidos Revolucionario Institucional (PRI), Verde Ecologista de México (PVEM) y Nueva Alianza detalló que el apoyo que originalmente López Obrador había comprometido era por 103 millones de pesos.

“La información que se tiene es que el fideicomiso había recaudado más o menos 70 (millones), y nosotros la impresión que tenemos es que, por lo pronto, poco más de la mitad de eso se desvió en beneficio de operadores políticos de Morena y no en damnificados del sismo, lo que nos parece gravísimo”, denunció.

Afirmó que la autoridad electoral ya tiene los elementos y exigió que haga públicos los resultados de esa investigación y proceda de inmediato a sancionar.

Sobre los señalamientos de que José Ramón López Beltrán, hijo de Andrés Manuel López Obrador, habría gritado insultos a Ricardo Anaya, abanderado de la coalición Por México al Frente, Meade dijo que de ser cierto “volvemos a ver estos patrones de violencia verbal, de violencia en la redes, de violencia en quienes acompañan a Andrés Manuel”.

Meade sostuvo además que su mejor momento de la campaña será el 1 de julio, pues van con paso firme, rumbo claro, con absoluta convicción y conciencia de que ganarán la contienda y que el tiempo que tienen es suficiente para generar las condiciones que permitan el triunfo.

Dijo sentirse contento de su actuación en el debate presidencial que permitió contrastar opiniones en seis temas muy relevantes y en 64 sondeos que se han hecho acreditan que lo ganó.