Seleccionar página

Actos de corrupción registrados en las juntas locales de Conciliación y Arbitraje, con la participación de abogados laboristas y algunos ex trabajadores municipales, han provocado que los laudos laborales representen una pesada carga para las próximas administraciones, indicó el senador perredista Juan Manuel Fócil Pérez.

Ese problema debe atenderse y solucionarse lo antes posible, señaló el legislador, ya que es un asunto de corrupción en el que están inmiscuidos personal de las juntas laborales, abogados laboristas y ex empleados municipales que han promovido los juicios.

Muchos ayuntamientos verán quebrantadas sus finanzas por el pago que deberán realizar a los trabajadores, a causa de la ejecución de laudos laborales, añadió.

Hace cinco años Fócil Pérez propuso que se modificara la ley laboral, con el propósito de que los pagos se convirtieran en deuda pública, a fin de que los interesados recibieran un pago mensual por varios años, hasta finiquitar el laudo correspondiente.

Hay alcaldes, dijo, que “le están dando la vuelta para no pagar. Yo sugiero que en la Cámara de Diputados local se hagan modificaciones a la ley para que se le pague a los trabajadores en un lapso de diez años, como si fuera una jubilación”.