Seleccionar página
  • Reconoce su valía para modificar el Modelo de Coordinación Fiscal y que Tabasco reciba mayores participaciones; toma protesta a la directiva estatal del gremio

 

Villahermosa, Tabasco.- Los economistas pueden aportar sus conocimientos en la estrategia de diversificar la actividad productiva de la entidad, así como colaborar en la lucha que realiza la Conferencia Nacional de Gobernadores (CONAGO), para que se haga una minuciosa revisión al Modelo de Coordinación Fiscal y que las participaciones que reciba nuestro estado sean mejores y justas.

 

Así lo manifestó el Gobernador Arturo Núñez Jiménez al tomar protesta al Consejo Directivo del Colegio de Economistas de Tabasco, que preside Gildardo López Baños, e indicó que se debe adoptar “un criterio en que todas las entidades ganen y que la repartición presupuestal sea justa”.

 

Recalcó que el estado enfrenta una complicada situación económica desde hace varios años, que se agudizó por la caída de los precios internacionales del petróleo y de la producción del hidrocarburo, lo cual reflejó la dependencia que la economía local tenía de esa industria.

 

Antes, ya había problemas por la inundación del 2007, a los cuales se sumó el saqueo financiero que ha sido demostrado y cuyo curso legal sigue vigente. “La situación económica ha sido muy dura y difícil, pero estamos avanzando”, dijo.

 

“En el esfuerzo que realizamos podemos empezar a ver luz al final del túnel, como la declaración de la Zona Económica Especial (ZEE) para Tabasco y Campeche, que traerá en los siguientes años desarrollo, creación de empleos e inversión de capitales privados”, señaló en el evento efectuado en Palacio de Gobierno.

 

Núñez Jiménez consideró que Tabasco debe aprovechar las oportunidades que la Reforma Energética traerá; indicó que existe la concepción de que habrá un nuevo auge petrolero y estableció que se debe hacer lo necesario para que, cuando se presente esa recuperación, no se repita la misma situación de petro-dependencia que teníamos.

 

Por su parte, Gildardo López refirió que si bien la entidad vive momentos difíciles, se están tomando medidas importantes como la Zona Económica Especial, en la cual se estima la creación de más de 20 mil empleos e inversiones por 1 mil 460 millones de dólares en diferentes sectores.

 

Esto representa bases sólidas para un crecimiento a largo plazo, además de la recuperación del sector agropecuario que nos vincula a nuestro potencial real de la economía; sin embargo, el gran reto es impulsar y desarrollar actividades a corto plazo para generar empleos, puntualizó el dirigente estatal de los economistas.

 

A su vez, José Eduardo González Gómez Tagle, primer secretario de la Federación Nacional de Economistas, destacó que contar con la ZEE permitirá a Tabasco detonar el desarrollo a mediano y largo plazo.