Seleccionar página

Jorge Jesús de la Cruz
La gira de ayer del gobernador Arturo Núñez Jiménez por el municipio de Centro junto a Gerardo Gaudiano fue un éxito total, salvo el prietito en el arroz protagonizado por una maestra en el fraccionamiento Lagunas II, cuando se iba a entregar infraestructura escolar, además de útiles escolares y mochilas, aprovechando esa situación para explotar el morbo todos aquellos que se encuentran desesperados por la batalla electoral que viene, donde el alcalde capitalino es el mejor posicionado.
El escándalo no son los gritos de esa maestra, que según se supo, se llama Ana Cristina Torres Villegas, sino que ya se descubrió sus nexos con dos personajes muy cuestionables, porque se trataba de un evento oficial del gobernador Arturo Núñez, que echaron a perder.

De acuerdo a las versiones que ya circulan en redes sociales, la maestra Ana Cristina fue delegada en ese sitio, y se le vincula con Ángel Solís Carballo y Francisco Sánchez Ramos, ex alcalde de Huimanguillo, quien además tiene en suspenso la cuenta pública 2015 de su gestión, además de estar metido en labores de proselitismo a favor del presidente de la Jucopo.

Ana Cristina dice ser maestra, pero en ese evento se exhibió que no tiene educación, ni respeto por estar en un acto oficial. Los gritos que estuvo profiriendo nadie los secundó, por lo tanto, deja en evidencia sean ciertas las cosas que dijo; buscaba el escándalo y lo logro, se prestó al juego perverso de quienes ven a Gerardo Gaudiano al frente en las encuestas, creyendo que con actos de esta naturaleza lo van a bajar.

Esta persona no actuó sola, la mandaron a gritar, obviamente le debieron pagar muy bien. Querían un escándalo mayor, considerando que la podían sacar a empujones, pero no fue así, vomitó lo que tenía que decir y se marchó, pudiendo continuar el evento sin mayores contratiempos. Según parece es prefecta de la Secundaria Técnica 50, por cierto el año pasado fue cesada por Víctor López, pero cuando llegó Solís Carballo ella lo buscó y ordenó su inmediata reinstalación.

Quienes se evidenciaron con este escándalo son los que andan nerviosos por los tiempos electorales que se avecinan; mostraron inmadurez para enfrentar los momentos que se avecinan, porque Gerardo Gaudiano en esta gira le demostró al gobernador Arturo Núñez que está trabajando sin distraerse en otros asuntos, pudiendo constatarlo en todos los lugares donde se dio el recorrido por Centro. Lo demás, son patadas de ahogados de desesperados, delfines que no crecen, y que nunca han sido competitivos.
E-mail: jorjes99@hotmail.com

Síganme en twitter @jorgedelacruz99