Seleccionar página
Analistas estiman que, en las próximas dos décadas, 19% de los empleos en México se verán afectados por la automatización, especialmente en manufactura y construcción.

México tiene el potencial para colocarse entre el puñado de países que hoy tiene una estrategia nacional de inteligencia artificial, aunque de no hacerlo, en las próximas dos décadas diversos sectores productivos podrían verse afectados por la automatización de este tipo de tecnologías.

Esta es la recomendación que la consultora C Minds, Oxford Insights y la Embajada de Reino Unido en México pusieron sobre la mesa para las autoridades mexicanas, esto después de realizar un reporte enfocado en el nivel de preparación que México ostenta actualmente para abordar la IA a través de una estrategia formal y nacional en torno a este tema.

El documento que realizaron durante seis semanas en conjunto con la oficina de la Estrategia Digital Nacional, consultoras y academia, revela que el mayor impacto que tendrá IA en el país será en los empleos que se verán automatizados.

Los sectores de manufactura y construcción serán los más afectados. El reporte estima que durante las próximas dos décadas 19% de los empleos nacionales, 9.8 millones se verán impactados por IA.

El reporte detalla que si bien México cuenta con una industria de manufactura con récord de exportaciones en los últimos años, su productividad es cada vez menor, por lo que recomendó abordar tecnologías como IA para revertir la tendencia.

“IA puede ser la respuesta de México para su problema de productividad”, citó el documento.

Martínez hizo hincapié en que para mejorar estos índices se debe de mejorar la colaboración entre academia y gobierno con acciones concretas como la creación de una agencia nacional de IA y un fondo destinado al desarrollo de estos temas, incentivos educativos y desarrollo más enfocado en políticas públicas que favorezcan la tendencia.

“Las recomendaciones van en el orden de servicios públicos y educación y sobretodo priorizar una agenda de IA a nivel país. En investigación y desarrollo hay un punto muy insistente en colaborar entre academia y gobierno para generar conocimiento y tener un fondo de gobierno para AI, con fondos disponibles”, dijo Martínez.

Recomendamos: Los robots trabajarán para ti en 5 años

En cuanto a los programas actuales que existen en torno a la adopción de tecnologías de la información y habilidades digitales en el país, Reino Unido y CMinds recomendaron continuar con los programas de datos abiertos; sin embargo, recomendaron tomar en cuenta cada vez más las implicaciones éticas del manejo de datos.

“Recomendamos también que se le dé seguimiento a la política actual de datos abiertos y programas digitales pero teniendo muy en cuenta el cuidado a la privacidad de los datos de los ciudadanos. Sugerimos un consejo nacional de ética que pueda reflexionar sobre los impactos de esta tecnología”, dijo Martínez.

A la fecha, hay sólo siete países en el mundo que ya tienen desarrollada una estrategia nacional de IA: Reino Unido, Canadá, China, la Unión Europea, Singapur, Corea del Sur, Francia y Japón y se estima que para 2030, esta tecnología, añadirá al producto interno global 15.7 billones de dólares, según estimaciones de la consultora PWC.